lunes, 21 de mayo de 2012

YA ESTÁN CONMIGO


Me habían dicho que tenía que estar sobre las 11:15 en la clínica para hacerme antes la sesión de acupuntura y ya después la transfer, así que me puse el despertador a las 9:20 para ir tranquilita, desayunar, ducharme tranquilamente, e intentar no morirme de nervios hasta que llegáramos y nos dijeran si efectivamente iba a haber transfer o no. Hasta el último minuto es un sin -vivir, pero en fin no queda otra.

Todavía no me había sonado el despertador cuando oigo a Juan Carlos que entra en la habitación y me llama casi en susurros. Yo me desperté de sobresalto y le pregunté que pasaba, y él me dijo que habían llamado de la clínica. No le dí tiempo a más, nada más oir esto pensé: -"ya está, no hay transfer y no nos dán el disgusto cuando lleguemos"-, pero me equivocaba. Habían llamado para decir que se adelantaba todo media hora y que teníamos que estar allí a las 10:30 para la sesión de acupuntura y ......, sí, iba a haber transfer, pero además había muy buenas noticias, habían quedado 4 embrioncitos. 4, más que ninguna otra vez, y eso era maravilloso. Que contenta estaba, ¡que contenta!.

Desayuné, me duché y allí que nos fuimos tan contentos y cuando llegamos, las chicas de recepción, las enfermeras que iban saliendo, todos se iban acercando a nosotros para darnos la enhorabuena y demostrarnos su alegría y mientras esperaba en la sala de espera, ví pasar a mi gine que además era la que ese día estaba de guardia y me iba a hacer ella la transfer y se paró y se asomó y yo me fui para ella y se abrazó a mi emocionada y me dijo que todos estaban muy contentos, que el camino había sido duro, pero que había cuatro preciosos embriones, uno de ellos más precioso todavía y ella toda contenta me dijo que estaba tan eufórica que por ella pondría los 4, jajajajaja. Y bueno, me dió un beso y ya quedamos para vernos dentro.

En esto, la acupuntura llegó tarde. Total que al final se nos hizo la misma hora a la que en un principio nos habían citado, pero bueno. Todo controlado. Me puso mis agujitas para relajarme, me dejó otras puestas en la espalda y en la zona de la barriga para entrar a quirófano y ya. Ya estábamos dentro.
Otra vez, abrazos, besos, alegría entre el personal, me colocan, me ponen el cacharrito ese para hacer la eco y ver bien el lugar donde los van a colocar, me aprietan, me meten la canulita para abrir camino a la que vendrá con mis chiquitines, sale la bióloga, me pregunta mi nombre para asegurarse, y ya salen con ellos. Tensión, silencio, meten la cánula, miro a la pantalla, y los veo caer. Ya están ahí, ya están conmigo.

De nuevo abrazos, besos, mi foto con mis chiquitines, cambio de camilla, habitación, reposo, retirada de agujitas de acupuntora, y ahora reposito y tranquilidad durante unos días, los más largos de todo el proceso hasta la beta. Actitud positiva, miedo constante, soñar durante unos días y luego salir de dudas. Ya veremos. Estoy contenta, estoy optimista. Creo que puede ser. Ya ha pasado unos días y quiero creer.

Vuelvo a mirar al cielo y quiero dejar por unos instantes mi dolor y mi pena para pedirte ayuda Ángela, fuerza y protección para este camino que de nuevo hemos intentado. Te queremos.

9 comentarios:

Bea - Nanita Nana dijo...

Esta es la buena! La acupuntura ayuda mucho.
Ahora a estirarte en el sofá y a no hacer naaaada en unos dias!

Noelia dijo...

Ay que emoción¡¡¡¡¡ Veras como todo va a salir bien, no se, es un presentimento. Tenemos muy buena ayuda desde ahi arriba, veras que si, sigue asi de positiva.
Muchos besossss

Lady Cobijo dijo...

Muchisima suerte!!!! Todo tiene muy buena pinta: los embris, su calidad, tu positividad, la acupuntura...
Cruzo los dedos... de los pies y las manos!
Un besazo y toda mi energia positiva!

María.- Pequeños instantes dijo...

Muchísima suerte Mª Mar. Irradias alegría y optimismo. Cuidaros muchísimo estos días y.... a cruzar los dedos!!!!!
Un besazo

Aliena dijo...

Madre mía, qué emocionadas nos tienes y qué felices!!!

Qué te voy a decir que tú no sepas y no te hayan dicho ya: tranquilidad, sé positiva y confía en que esta vez es la buena.

Millones de besos y abrazos y que los días se te hagan muy cortitos!!!

virtudes dijo...

Mª Mar me tienes con lagrimas en los ojos llevas razon en tus palabras llevamos un largo camino juntas con alegria y con tristezas y ya formas parte de mi familia de la gente a la que aprecio, te deseo todo lo mejor esto tiene muy buena pinta y nuestras niñas te van a ayudar para que el milagro se vuelva a producir, por que te lo mereces, por que no lo merecemos y sí hay muchas personas que se lo merecen pero nosotras tenemos enlace directo nuestras niñas velan por nosotras. Bueno estaré muy pendiente de ti.

Mamá Ciruela dijo...

Mucha suerte! seguro que todo sale requetebién!! Cruzo los dedos por vosotros!!

Sole dijo...

Mª del Mar,

Quería destacar de esta entrada la gran valentía que supone vivir este proceso de nuevo al cien por cien implicándote al máximo y creyendo que el milagro es posible, teniendo al miedo y a la incertidumbre al lado-y haciéndoles frente con mucho valor..

No dudes ni por un instante en que tu angelito no te dejará de la mano, y ójala que este blog este destinado a convertirse en el diario de un precioso embarazo. Yo creo que eso es posible, quiero creerlo, y ójala que uno de esos maravillos embrioncitos que tanto te ha costado conseguir cambie tu vida para siempre.

Te mando un abrazo muy muy grande,
Sole

Mª del Mar dijo...

Queridas amigas,, queridas compañeras de viejes, perdonad que no personifique este menasaje para cada una de vosotras, como es mi costumbre, pero estos días prefiero no estar demasiado tiempo frente al ordenador, lo justo para ir leyendoos, poniendoos al días, y contestando aunque sea a mogollón, pero no podía dejar de pasar la opurtunidad, sin daros a todas, todas y cada una de vosotras, los animos, el consuelo, la compañía y el refugio que habíeis sido para mi en mucho tiempo. Gracias por vuestros deseos, por vuestra energía positiva y por vuestro opitmismo.

Os mando a todas un beso muy fuerte y todo mi cariño y siempre sabeis que para nuestras estrellas gorditas va uno muy especial.